Por Sergio David Zavala/Grupo Marmor

Morelia, Michoacán.- Capula es el pueblo alfarero que vio nacer a “La Catrina de Barro” y en donde día a día se crean cientos de ellas, únicas y exquisitas personalidades.

A unos escasos 20 minutos de la ciudad de Morelia, Michoacán, existe un pueblo bastante famoso por sus increíbles diseños de alfarería punteada y de loza tradicional en tonos verdes. Pero sobre todo porque ha materializado en barro al personaje creado por José Guadalupe Posada: “La Catrina“.

Si planeas conocer Morelia, también te invitamos a que destines uno de los días a visitar los talleres de barro de Capula. Te garantizamos que te encantará estar ahí ya que estarás rodeado de todas esas maravillosas piezas únicas que verás. Para llegar a Capula no hay pierde, toma la carretera libre hacia Pátzcuaro y 20 km después una elegante Catrina Monumental será la señal de que has llegado al lugar indicado.

Te puede interesar:

Esta tradición de la alfarería en Capula inició con el obispo Vasco de Quiroga. Fue él quien enseñó a los pobladores la elaboración de estas artesanías, fusionando la técnica española con la indígena, estilo que ha perdurado hasta nuestros días.

La creación de la famosa calaca en barro surge en los años 70. El artesano michoacano Juan Torres decidió darle vida al personaje de Posada, que hiciera famosa también al célebre pintor mexicano Diego Rivera, convirtiéndose en su pieza célebre y que fue aprendida por más artesanos de Capula. Hoy casi toda la población artesana de aquí las elabora con su sello particular.

La última semana de octubre a la primera de noviembre, Capula celebra la Feria de la Catrina. En ella los artesanos exhiben sus piezas más hermosas en las principales calles del poblado. Una buena excusa para visitarlo y llevar muchas de estas preciadas artesanías a casa.


Compartir en whatsapp: