Mackmyra Whisky ha presentado el primer destilado desarrollado con máquinas inteligentes.

Junto con Fourkind una consultora de tecnología finlandesa que se especializa en proyectos de punta, la destilería sueca Mackmyra Whisky y Microsoft (Estados Unidos) se ha anunciado el lanzamiento de una marca de whisky creada con tecnología de aprendizaje automático.

Resultado de imagen para Mackmyra Whisky IA

Esta es la primera vez que se crea una receta compleja de productos de consumo con aprendizaje automático. Las posibilidades para diferentes whiskies son infinitas: los Master Blenders, responsables del desarrollo del sabor y la receta del whisky, pueden pasar toda su vida probando y experimentando para crear los mejores sabores posibles.

También te puede interesar: Asaltó dos bancos con un aguacate en Israel

Siempre nos esforzamos por desafiar las tradiciones en el comercio de whisky muy tradicional y eso es algo que realmente hacemos ahora cuando desarrollamos un whisky con la ayuda de AI. Vemos la IA como parte de nuestro desarrollo digital, es realmente emocionante dejar que la AI sea un complemento del arte de producir un whisky de alta calidad. Para mí, como Master Blender, es un gran logro poder decir que ahora también soy un mentor para el primer whisky AI creado en el mundo


ANGELA D’ORAZIO – MEZCLADOR MAESTRO, MACKMYRA

Esta es la primera vez que se utiliza la inteligencia artificial para aumentar y automatizar el proceso de creación de whisky que lleva más tiempo. Los modelos de aprendizaje automático de la destilería, impulsados ​​por la plataforma de Microsoft Azure en la nube y los servicios cognitivos de AI, se alimentan de nuestras recetas existentes (incluidas aquellas para mezclas premiadas), datos de ventas y preferencias de los clientes. Con este conjunto de datos, la IA puede generar más de 70 millones de recetas que predice que serán populares y de la más alta calidad.

Resultado de imagen para Mackmyra Whisky IA

Se trata del primer whisky fabricado con Inteligencia Artificial (IA), en concreto para acelerar el proceso de creación de este destilado alcohólico. Precisamente esa etapa de la fabricación del whisky es fundamental, pero es también la que más tiempo conlleva: para que aparezcan el sabor y los aromas, hay que conservar la bebida en barricas de madera durante al menos tres años. La nueva tecnología de IA aplicada a ese proceso permite acelerarlo.

Esta generación AI puede tener un impacto en diferentes industrias a nivel mundial. Imagino que los sistemas de inteligencia artificial generan recetas para dulces, perfumes, bebidas y tal vez incluso diseños de zapatillas. Muchos de estos ya se han intentado, pero la adopción a gran escala todavía se está quedando atrás. “Estamos mostrando el camino a seguir, y estas nuevas soluciones de AI se pueden usar para generar productos que conservan el espíritu, el aspecto y la sensación de las marcas detrás de ellas, al mismo tiempo que son nuevas y únicas

DICE MICROSOFT

Utilizar AI no solo es más rápido que una persona que lleva a cabo el proceso manualmente, pero gracias a la capacidad del algoritmo para tamizar y calcular una gran cantidad de datos, se pueden encontrar combinaciones nuevas e innovadoras que de otra manera nunca se hubieran considerado. Sin embargo, la solución de AI no está diseñada para reemplazar una Master Blender.

El sistema empleado toma en cuenta incluso datos de ventas y distintas recetas de Mackmyra para modificar sus acciones, pero sus creadores aseguran que “el trabajo de un maestro bodeguero no está en peligro”, explica Angela D’Orazio, maestra destiladora de Mackmyra, quien asegura que en el futuro se usará la tecnología en todo tipo de bebidas y alimentos. En cualquier caso, habrá que esperar hasta otoño de este año para poder comprar el whisky creado con IA.