Manifestantes secuestran y humillan a una alcaldesa en Bolivia

Bolivia, a 07 de noviembre de 2019.-Después de las últimas elecciones de Bolivia, las manifestaciones en contra del recuento de votos de Evo Morales han seguido produciéndose y cada día son peores.

El día de ayer, la alcaldesa de la ciudad de Vinto, Patricia Arce, fue sometida por una multitud enojada llamada “Resistencia Cochala”, quienes están en contra de la partidaria y del Movimiento al Socialismo (MAS),  el edificio municipal fue asaltado y después  incendiado.

La humillaron arrastrándola, cortándole el cabello, pintándola de rojo y llamándola “asesina” en su cara, mientras era jalada y empujada por cientos de personas. La alcaldesa no se arrepentía de apoyar a Evo Morales y dijo que no les tenía miedo a los opositores:

“Si los vinteños me lo piden. Si lo movimientos de los vinteños vienen y me piden que me vaya me voy a ir” dijó en un video que circula en las redes sociales, toda angustiada y llorando.

“Y si quieren matarme, que me maten”, dijo la alcaldesa rodeada entre las personas con palos, piedras y máscaras para evitar que los reconocieran  “No tengo miedo, estoy en un país libre”, afirmó.

También la pobre funcionaria fue obligada a caminar hasta la calle Huayculli descalza, mientras los insultos llovían en ella hasta que una policía la ayudo y la saco de toda la revuelta.

Después de haber aguantado alrededor de cuatro horas de agresiones, el comandante regional de la policía, Walter Alvis la recibió en su camioneta pero ahí fue atacada otra vez con piedras.

La diputada de la Unión Demócrata, Shirley Franco le pidió al ministro de gobierno Carlos Romero, que destituyera al comandante Raúl Brandy, por “incapaz e ineficiente”.

A pesar de todos estos sucesos, los opositores exigen la renuncia de Morales y unas nuevas elecciones, esperamos que los escuchen pronto.