Los índices bursátiles se elevaron luego de que el partido demócrata consiguiera el control del Senado de EU, abriendo así, la posibilidad de un mayor estímulo fiscal para la mayor economía del mundo.

Wall Street alcanzó un nuevo récord el pasado jueves 7 de enero, cuando los integrantes del mercado apostaron que habrá más ayuda por la pandemia con un Congreso controlado por los demócratas, lo que ayudaría a la economía a sobrellevar una fuerte recesión.

El Dow Jones, el S&P 500 y el Nasdaq lograron nuevos máximos en una sesión en que se apilaban los pedidos para la destitución del presidente Donald Trump, un día después de que sus partidarios irrumpieron en el Congreso de Estados Unidos.

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes, instó a la remoción inmediata de Trump del cargo a través de la vigésimo quinta enmienda; el demócrata Joe Biden también acusó a Trump de fomentar la violencia y comentó que el pasado miércoles fue uno de los días más oscuros en la historia de Estados Unidos.

“El mercado está mirando después de Trump y está esperando una presidencia de Biden más estructurada y con más estímulo”, señaló Dennis Dick, operador de Bright Trading. “Un Congreso demócrata va a estar obviamente más preocupado por los pequeños negocios y la gente de la calle”, agregó.

El sector financiero, que está vinculado al desempeño económico, incrementó, mientras que el industrial y el de materiales tocaron máximos históricos debido a las expectativas de que Biden impulsará un paquete fiscal más grande y más gasto en infraestructura.

Las acciones bancarias, sensibles a las expectativas de tasas de interés, terminaron con un gran incremento, siguiendo un alza del rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años.

El índice de tecnología del S&P 500 se recuperó con creces de las pérdidas de la anterior sesión, cuando las acciones de algunas de las empresas más grandes del sector cayeron por el temor a una mayor regulación.

La Bolsa mexicana alcanza su mejor nivel desde hace dos años

El principal índice bursátil del mercado mexicano ganó en línea con sus pares de Nueva York y otras plazas tras el triunfo de la mayoría de demócratas en el Senado de Estados Unidos.

“La ratificación de una ‘ola azul’ es una buena noticia para México, ya que no solo promete un derrame positivo de mayores estímulos federales, sino que ofrece una mayor estabilidad sobre las relaciones comerciales”, comentó Monex Europe.

El mercado accionario también avanzó luego de que el Congreso estadounidense certificó formalmente el jueves la victoria electoral de Joe Biden, horas después de que cientos de partidarios del presidente Donald Trump irrumpieran en el Congreso estadounidense.


Compartir en whatsapp: