Indianápolis.- Durante el último mes han asesinado poco más de 30 personas en tiroteos masivos en Estados Unidos, lo que ha reavivado el debate sobre el control de armas y el derecho constitucional a portarlas.

Un trabajador comentó a la estación de televisión local WRTV que estaba comiendo cuando escuchó lo que sonó como “dos fuertes estruendos de metal”, seguidos de más disparos.

“Alguien fue detrás de su coche al maletero y luego cogió otra pistola”, dijo, y añadió: “Luego vi un cuerpo en el suelo”.

La portavoz de la policía de Indianápolis, Genae Cook, dijo a periodistas que las autoridades habían “llegado a un incidente de tirador activo”.

“La información preliminar es que el presunto tirador se ha quitado la vida aquí en el lugar de los hechos”, añadió.

Trasladaron a cinco personas al hospitales con heridas de bala, mientras que otras acudieron a centros médicos cercanos. Una de las personas trasladadas a un hospital se encontraba en estado crítico, sostuvo Cook.

Un portavoz de FedEx dijo que la empresa está “profundamente conmocionada y entristecida” por la pérdida de los miembros de su equipo. No aclaró si todos los fallecidos eran empleados.

“Nuestras más sinceras condolencias para todos los afectados por este acto de violencia sin sentido. La seguridad de los miembros de nuestro equipo es nuestra máxima prioridad, y estamos cooperando plenamente con las autoridades investigadoras”, añadió.


Compartir en whatsapp: